Lissi

ME GUSTA SER LITIO

Sepultado bajo un manto duro
se cubre mi rostro vivo,
muchos temen mi presencia
porque soy muy reactivo.

Destaco por ser el número uno
de los metales alcalinos,
pero, algunos dicen por allí...
mis compuestos, son dañinos.

Muchos se sirven de mi presencia
pues puedo modular la depresión,
otros buscan mi ausencia incansable
para explicar el comportamiento bipolar.

Perdido entre los minerales
desperté en muchos, curiosidad,
pues mi pureza al ser expuesta
sin dar respuesta pierde su color.

Inspirándome en la transferencia
de calor en baterías eléctricas
me gusta ser el pequeño litio,
que en tu móvil cumple su labor.

Comentarios1



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.