Matt Angel

Ensayo

No quiero una doncella, me encanta que seas mi estrella de rock.
No te veas imperfecta, yo solo te veo como dueña del show.
No sos de este planeta, me alcanza con querer un mundo con vos.
Llevame en tu avioneta, deja que tus piernas hablen por los dos.

Si nuestro fuego se extingue tras la cordillera,
Seré San Martín en medio de la guerra.
Escaparemos aunque cierren la frontera,
Te llevaré a ver un concierto en las afueras.

No hablo mucho porque en tu boca todo suena mejor.
Sería más fácil esconderme detrás del telón,
Pero atrapaste al guionista de la historia de amor
Siendo vos protagonista dentro de su redacción

Tus ojos miel en su máximo esplendor musical,
Esas imágenes que también se pueden escuchar.
Cantame hasta que la luz se asome en el ventanal,
Solo vos espantas a los monstruos de mi placard.

Y sí, te amo aunque hoy en día sea peligroso amar.
Duele salir lastimado, no me asusta intentar.
Irnos de gira y que la noche nos saque a bailar.
Ser tu piloto mientras tus brazos sean mi collar.

Ver métrica de este poema


Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.