el brujo de letziaga

-- Sabedlo --

Sabédlo,
que una flor es un verso,
el buen arrullo,
que por divino le disfruto...

 

Un viso dorado,
tan fresco, sutil y lozano,
que le bendigo
con agua limpia del cielo...

 

Un embeleso,
fruto del amor cristiano,
lo perpetuo,
que ningún hombre ha visto...

 

El sueño
de un amor soñado,
y que pulcro,
a mi vida le da su aliento...

 

Sabédlo,
que la flor es el mundo,
y el verso,
la mano de Dios amando...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.