Roberto V

De vez en cuando sucede

De vez en cuando sucede
llega alguien y te acaricia
el alma
Llega vestida de gracia, entre
sus dones tiene una hermosa
sonrisa
En su voz hay infinitudes. las
que heredó de sus ancestros
La mirada guarda admirada
la magia de las olas, aquellas
que supieron acariciar lentas
las bellezas de su cuerpo
Cuando ha llegado y se queda
cuida de Ella como si fuera un
frágil cristal, aunque grande es
su fortaleza
Dale protección al corazón que
desguarnecido te ofrece. deja
que su sangre fluya de sus venas
a las tuyas
Cuando entre sábanas se hallen,
no te guardes nada
Ardiente como una Loba, devota
de su Hombre, todo lo entrega, más
no te fies, mientras se entrega,
todo de Ti devora
Rob_
#PoetaUrbano



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.