Ben-.

Padre-.

Camiones de cal

presentaban tus raíces

hospitalario mensajero

que evidenciaba su náufraga

orfandad, padre y madre,

disueltos, como la arena

sedosa y tranquila de un alma

o de un río. Sombras ya

las mencionadas ascendencias,

maternidades, paternidades,

columpios y sacos de cemento,

que formaban parte de tu entresijo

fecundo y lechoso.

En los rincones, un mobiliario,

vestigio de conformidades nobles,

padre, tu vestido innombrable

de caracoles de atardecida.

Yo, sin embargo, luchando

con mareas, renaciendo simbólicamente,

de esta tarde azul y sin demasiado

predicamento. Padre: sábana y colcha

viajeras-.

 

©

Comentarios3

  • alicia perez hernandez

    HERMOSOS VERSOS.
    SIEMPRE ES UN GUSTO PASAR POR TUS LETRAS.
    SALUDOS POETA

    • Ben-.

      Muchas gracias Alicia, soy en general, algo tibio, como dirían, pero buen chico: un abrazo y gracias de nuevo!!

    • QUIJOTE DEL ZODIACO

      insisto amigo Ben, no eres fácil de leer

      • Ben-.

        Ni quiero, un abrazo querido amigo!

      • Anton C. Faya

        Paisaje de angustia pintada en unas pocas habiles pinceladas, abrazo poeta....

        • Ben-.

          Por ahí vamos bien....un abrazo Anton!



        Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.