Josefina Bravo

¡HE VENIDO ANTE TI¡

 

I

En el vislumbrar del nuevo día

Amado y eterno señor

Y a través  de mi oración

Me dirijo a tu presencia

Por medio de tu amado hijo

Quiero pedirte un favor

Que envié al consolador

Por siempre a mi lado

Para que llene mi lámpara

Con su unción maravillosa

Quiero ser una vasija virtuosa

Que contenga en su interior

Las más agradables fragancias

Preciosa y eternas melodías

Que rinden honor y pleitesía

A Jehová de los Ejércitos

 Nombre sobretodo nombre

¡El poderoso en batalla¡

II

¡He venido ante ti¡

Espíritu Santo de Dios

Y por medio de mi poesía

Solicito tu compañía

Ahora, mañana y siempre

En mi oración persistente

Te pido una vez más

Que nunca se aparte de mí

Tú  hermosa presencia 

Quiero que tú unción

Sera la fórmula perfecta

Que vivifique mi espíritu

Y fortalezcas mi ser

Para día a día recorrer

El verdadero camino

El que me dará como galardón

Vida eterna y salvación

Por toda la eternidad

III

¡Jamás me cansare de adorarte¡

Padre trino y maravilloso

Delante de ti día a día me postro

Buscando la paz y el gozo

Que solo tú les das a mi existencia

Y mi poesía es la evidencia

De que tu majestad y tu sapiencia

Es única, real y perfecta

Al dotarme con  este precioso don

La excepcional canción

Que con sus bellos matices

Adorna, perfuman y bendice

Tu altar prodigioso

El lugar perfecto

Para ir a tu encuentro

En busca del aceite de la unción

Que solo me da tu Espíritu Santo

El consolador por excelencia

ENEIDA JOSEFINA BRAVO REALZA

POETISA DE JESUCRISTO

EL BAÚL-VENEZUELA

22/07/2.019

02:30 a.m.

Comentarios1

  • LCRNC

    Muy hermoso, gloria a Dios y te bendiga siempre tus pasos.

    • Josefina Bravo

      ¡Amen, toda honra, honor y pleitesia, es y sera para mi Dios Trino, el artifice de todas las maravillas que existen a mi alrededor¡. Gracias por su comentario y su amena visita, que Dios le bendiga.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.