puntoycoma

SOL DEMENTE

El sol cae a jirones del cielo

sobre los tejados desnudos

de los hombres.

El sol quema la carne y los párpados cerrados,

huele a humo y sangre,

sabor a lágrimas y sal.

El sol vuela sobre los rostros rotos de los bebés

que sacan su llanto a pasear.

El sol es un demente,

muerde a la gente

al verano miente,

con su color anaranjado,

va incendiando las mentes,

los corazones apagados

secando las almas penitentes

El sol

es luz y vida,

tan abrasador,

antes que estrella infierno

solo inocente cuando tras

las nubes se esconde.

eso si, eso si

adoro su renacer

y su crepúsculo.

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.