Ludvaldo

LA GATÓFILA (soneto)

Encima de tu mesa, en tu despacho
de funcis, un artístico retrato
en bolas de tu novio -que es tu gato-
has puesto sin vergüenza y sin empacho.

Con hombres ya no quieres pillar cacho
y a salvo estás así de su maltrato:
Pitingo no te grita "¡yo te mato
si vuelves tarde, Ruth, que soy muy macho!"

Lo cierto es que varón no has conocido
-un héroe tan valiente no ha nacido-,
y cierto también es que en la oficina

hoy mismo, tras fichar, esto has oído:
"¿Sabéis como se llama esa interina?...
...se llama Ruth Regato, alias Minina?"

 

Osvaldo de Luis

Comentarios2

  • Syol Parra

    divertido soneto !

    buenas tardes poeta..

    • Ludvaldo

      Muchas gracias, Syol, eres muy amable. Saludos cordiales.

    • Amalia Lateano

      Muy bueno Ludvaldo!!
      Es simpático y divertido.
      Te delicito.
      Sólo recuerdo al leerlo las vocales fuertes....
      Besitos
      Amalia

      • Ludvaldo

        Muchas gracias y un cordial saludo.



      Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.