Piñeiro

A DIOS PONGO POR TESTIGO

 

Cuando estoy lejos de ti por mil motivos,

yo quisiera que añoraras esta ausencia,

pues yo extraño en gran medida tu presencia,

y es la llama que nos hace estar unidos.

 

La distancia en el amor es relativa,

pues se acorta si el cariño es verdadero,

ha de ser cultivado con esmero,

para que pase el tiempo y sobreviva.

 

Ese espacio que separa al corazón,

no es real es solamente una quimera,

nuestro amor es muy fuerte y no hay barrera,

que pudiera alejar tanta pasión.

 

Prometo no traicionarte,

porque quiero estar contigo,

serte fiel cada momento,

hasta quedar sin aliento,

a Dios pongo por testigo.

 

                                            J. Piñeiro

 

 

 

Comentarios1

  • Melany Devia

    Ciertamente que la distancia no es impedimento para que dos almas sigan sintiendo con la misma intensidad, todo depende de uno.
    A veces, ni aún estando cerca hay certeza del amor.
    Es cuestión de actos!!

    Saludos :3

    • Piñeiro

      Cierto Melany, gracias por leer mi poema. Saludos desde Valladolid( España).



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.