Kristian Ibarguen

Ven

Ven, amor mío,

bailemos...

Esta noche no seremos más que tú,

la chirimía, la luna, el río y yo;

pasillos, jotas, abozaos,

sones chocoanos y algún aguabajo

marcarán nuestra danza;

algún boga nos envolverá con su canto

y nos haremos uno con la selva

y toda la naturaleza;

con los ancestros,

con sus dioses y los nuestros...

Nos parecerá ver sus espectros

sonrientes ante el baile nuestro.

Comentarios2

  • JAVIER SOLIS

    Danzar al ritmo de caciones autóctonas como reviviendo los ancestros es perennizar la cultura de nuestros antepasados.
    Muy bueno
    Con aprecio
    JAVIER

    • Kristian Ibarguen

      Gratísimas por tu comentario. Saludo fraterno.

    • bambam

      Me encantó leerte amigo
      Kristian Ibarguen
      bambam



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.