Rous B

Descubreme.

Si, tal vez lo hice... tal vez lo busque. No es tan malo como parece... 

Él cubriò el rostro con verguenza y lo besò con malicia. Su saliva sabia a menta. Maldicion, sabia a menta.

No dudó ni un segundo de su intenciòn. Daba la imprensiòn que le gustaba. Su niño bonito tan iluso como nadie. 

Despues de eso lo dejo ir... no tenìa tiempo para perder.

No queria saber nada de eso. Y fue cuando se dio cuenta que su corazon estaba roto, quebrado sin fuerzas...

lo descubrió, despues que soltó el vicio de su lengua. 

Lo miraba desaparecer entre la noche... 

Comentarios2

  • DAVID FERNANDEZ FIS

    Exquisito poema,muy a gusto,saludos

  • Rous B

    Gracias mi lector. Gracias por su tiempo.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.