David Pech

Anhelo

Caminando sobre el horizonte
Cuando la tarde se escondía
Solo pensaba en lo mediocre
Que es dejar pasar así los días.

Mis labios sellados con cemento
No podía hacer que en lo profundo
De mi apasionada alma, fuera honesto
Y mi tonto corazón, el intruso.

Constantemente me miento con esto
En varios rincones pienso en tus ojos
Y en aquel amor encarcelado
En el calabozo de mis miedos,
Prefiero callar estos versos
Y pensar que ya no te quiero.

No te culpo por mi desdicha
Yo solo quise ser tu sonrisa
Pero el mar te regaló la brisa
El raudal de tu propia inopia.

Comentarios3

  • alicia perez hernandez

    SIMPLEMENTE HERMOSOS VERSOS,
    EN TU DECIR POÉTICO CON PINCELADAS DE MELANCOLIA
    HACIENDO MAS HERMOSO EL POEMA.

    • David Pech

      Gracias querida Alicia, el dolor me inspira. Buenas noches y saludos

    • María Isiszkt

      Intensamente hermoso, a veces hay que callar a tiempo, otras veces mejor soltar lo que siente el corazón que sufre y calla por un amor inmenso.
      Saludos.

      • David Pech

        Efectivamente. A veces el amor es así saludos

        • María Isiszkt

          Ciertamente poeta.
          Saluditos

        • Ángela Teresa Grigera Moreno

          Lo que no es poeta no se fuerza, menos en el amor
          Ya vendrán tiempos de luz
          Saludos

          • David Pech

            Así es amiga todo llegará a su tiempo saludos



          Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.