Joe Silva

La Muerte Me Rodeaba



Sin darme cuenta de lo que pasaba, la muerte me rodeaba. En cuestión de dos días, presencie cinco eventos, que anunciaban su llegada. El Viernes Santo, al llegar a casa, de mi madre recibí una noticia, que yo nunca esperaba.

 

Le puse atención a sus palabras, mas no podia creer, lo que de su boca escuchaba. Fue entonces cuando descubrí, el porque la muerte me rodeaba. Sus primeros avisos fueron el Jueves Santo. Lo que me sucedió en estos dos días, con mis letras, decidí grabarlos para siempre en la historia.

 

El primer aviso me llego mientras manejaba en una autopista muy transitada. Sin entender lo que en ese momento pasaba, con la esperanza de salvar una vida, sin pensarlo dos veces, hice una llamada. Horas mas tarde, y en cuestión de segundos, una anciana con su auto, con la vida de un joven, casi terminaba.

 

He presenciado eventos similares, pero nunca mas de uno en un día. Algunos interpretaran esto solo como superstición. Yo lo atribuyo al hecho, de que a las señales de la vida, les pongo atención. El tercer aviso me llego el mismo día, cuando en el parque, con mi perro caminaba. Si, ahi también, la muerte me rodeaba.

 

Al caer la noche, sin explicación alguna, mi cuerpo lo sentía débil. Yo aun no sabia que a mi familia, la muerte llegaría, en una fecha de abril. Sin mas avisos, el Jueves Santo paso, y el Viernes Santo llego. Mi cuerpo recupero un poco de fuerza, después de una noche de descanso.

 

La muerte me siguió rondando, como si fuera urgente.  En mi camino a casa, dos accidentes, me puso en frente. El primero fue horrible. No por la gravedad de los vehículos aplastados, sino por el cuerpo lesionado que sobre la carretera se encontraba. Si, ahi también, la muerte me rodeaba.

 

A solo 9 kilómetros, enfrente el segundo accidente. Quizás aun mas grave que el primero, los primeros auxilios ya desarrollaban su labor, mientras que la escena era  observada por mucha gente. “No lo puedo creer”, fue la frase que en ese momento, cruzo por mi mente.

 

Todo esto se me hacia increíble. Por decisión de mi madre, yo aun no sabia la noticia que en casa me esperaba. Esa noticia me confirmo, el porque la muerte me rodeaba.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.