Jhon Deivy Torres Vidal

DEBO SOLTARTE.

Debo soltarte,

mis manos empiezan a quemarme

y me daña la piel tenerte

apretujada, aquí y así.

Al liberarte,

mi corazón se enfría y arden

mis palabras con un mudo kerosene

Que inflamará los versos que me faltó escribir.

 

Ya ruedas contagiante por mi recuerdo hostil.

Mi cuerpo es una tizna, el tuyo fue un candil.

Comentarios2

  • Ángela Teresa Grigera Moreno

    buen poema, un gusto leerte
    muy buen remate

    Mi cuerpo es una tizna, el tuyo fue un candil.

  • Ana Maria Germanas

    Hola John...hay muchisima fuerza en tu poema.-
    Estare a la expectativa de leerte nuevamente.-
    Muy bueno !
    Un cariñoso saludo.-



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.