Almaliberada

Olvidándote

Te quiero sabiendo que no quiero quererte.

Te quiero sabiendo que no serás para mí.

Te quiero en tu libertad persiguiendo más, ambicionando todo eso que no me podrás dar.

Te quiero porque mi olvido se olvida de olvidarte y mi sinrazón se embriaga de amor.

Y así, en otro insomnio con tu nombre, en otra noche con sabor a lo que no podrá ser y con muchas ganas de perderme contigo y no volver. Así te sigo queriendo.


Pero estoy esperando el amanecer para explicarle a mi olvido que no es tiempo de ceder, ni mucho menos retroceder.

No quiero que me quieras sin ganas de quererme, perdida entre las sombras, huyendo del pasado, escapando en el presente sin poder reconocerme.


No me quieras sólo porque no has aprendido a quererte. No quiero llenar tus carencias, no te necesito para llenar las mías, voy viviendo de vez en vez en la luz, de vez en cuando en la oscuridad y a veces vívo en ambas sin conseguir diferenciar.

 

Comentarios1

  • alicia perez hernandez

    Pero estoy esperando el amanecer para explicarle a mi olvido que no es tiempo de ceder, ni mucho menos retroceder.
    No quiero que me quieras sin ganas de quererme, perdida entre las sombras, huyendo del pasado, escapando en el presente sin poder reconocerme.
    ,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,
    IMPARABLES DE BELLOS
    QUEDE ENCANTADA DE LEERTE.
    SALUDOS POETA



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.