Jose Luis Posa Lozano

LA VIDA PERDURABLE

La vida es una lucha por la supervivencia,

una lucha por respirar,

por comer, por procrear,

pero esa vida no es la que yo quiero,

yo no quiero ser un superviviente,

quiero ser un ser humano en plenitud.

 

No quiero quitarte nada,

no quiero disputarte un trofeo,

no quiero que duermas

tirado en mi portal.

 

Quiero compartir contigo

mi pan, mi cielo, mi tiempo,

quiero que compartas conmigo

tus miedos tus metas, tus deseos.

 

No quiero cruzarme contigo

y esquivar la mirada,

no quiero que seas

mi esclavo ni mi dueño,

mi sed ni mi resaca. 


Quiero gozar la vida en compañía,

cantar a coro, cenar de madrugada

compartiendo las copas y los chistes,

amar hasta los tuétanos del alma,

reír hasta las lágrimas,

llorar hasta la risa loca.


Los años pasan

y el camino se hace angosto,

pero hay que tirar de machete

y abrirse paso con furia pero sin rabia,

con la fuerza de la conciencia tranquila,

del pulso firme y el paso decidido.



 

 

Quiero que mis manos se tiendan,

 que mis manos acaricien,

que mis manos siembren,

quiero que mis labios besen

que mis labios sonrían,

que mis labios vuelen

más allá del silencio,

más allá de las palabras.


Quiero comulgar con la vida,

abrazar a la madre tierra,

y amar a mis hermanos en ella,

quiero seguir viviendo eternamente

en el eco de mis palabras,

en la huella de mis pasos

en los besos que siguen

iluminando el firmamento.

 

Quiero perdurar en la semilla que se hizo árbol,

en el niño que se hizo hombre,

 en el amor que se hizo eterno.

 

Cuando nada ni nadie

recuerde mi nombre,

seguiré silbando en el viento,

rugiendo en la mareas,

chispeando entre el rocío.

 

Solo por eso, y nada más que por eso,

vale la pena, nacer,

vivir y seguir viviendo,

más allá de los dogmas

mas allá de los miedos

más allá de los astros,

más allá de los tiempos.

Comentarios2

  • Elizabeth...Sam

    yo no quiero ser un superviviente,
    quiero ser un ser humano en plenitud...

    Me encantó! Precioso!

  • Guerrera de fuego

    Los años pasan
    y el camino se hace angosto...
    José Luis, bellos tus versos.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.