Ariello

Alma vacía (Regresivo)

 

Alma vacía

mayo 26 de 2018

 

Vacía se halla el alma, no hay congoja,

no duele, no percibe ni una pena,

por tanto, no responde, nada arroja.

 

Se siente fenecer enhorabuena

por eso se levanta enhiesta y vuela

remonta las alturas, muy serena.

 

Refleja su silueta en una estela

lanzada al infinito en un instante

en busca del lugar que la consuela.

 

La luz que la recibe es desafiante

la pone en entredicho si es preciso

o avala su regreso delirante.

 

Allá en su pulcritud, que se deshizo

vacío el corazón ya no palpita

y es una bendición un paraíso.

 

Con una pincelada bien se excita,

comienza el palpitar en forma grave

y al llanto y al dolor vuelve y lo incita.

 

Ariello

Derechos reservados

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.