Un poeta estrellado

Impotencia

Impotencia.

Eso que sientes cuando todo en tu vida se está saliendo de control.

Cuando lo que piensas se escapa de tus manos y pareciera que tus palabras solo tienen el objetivo de herir.

Cuando ya nada te satisface y lo que antes te llenaba ya ni siquiera te interesa.

Cuando ya no sabes cual es el motivo de tu existir y pierdes de vista tu misión en la vida.

Cuando despiertas con sensación de tristeza y te duermes con ella misma.

Cuando lo que te hacía feliz perdió su esencia.

Cuando lo que antes te hacía sentir mal ahora no influye para nada en tu completa miseria.

Cuando ya no sonríes, y no porque no quieras, sino porque ya te resulta imposible.

Cuando nadie soporta tus cambios de humor, ni siquiera tu.

Cuando tratas de salir del fondo y te aferras a la idea de que todo estará bien cuál salvavidas en medio del océano.

Cuando piensas que no eres lo suficiente, cuando ya nadie cree en ti, y... están en lo correcto, has hecho tantas cosas mal últimamente que con sinceridad ¡que valiente aquél que se atreva a confiar en ti!

Y es que nadie merece sentirse así, impotente.

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.