Espíritu Otoñal

CRUEL ADAGIO

 

En el muelle, mirando el mar azul
las lágrimas escapan del baúl.

Es tesoro escondido del naufragio
y en sus perlas de sal un cruel adagio
que se repite e insiste el eco en plagio
¡Sí, confié, le creí sin ver presagio!

En mi isla solitaria extraño, boca...,
y a su infernal volcán que explota e invoca.

Las lágrimas escapan del baúl
¡Sí, confié, le creí sin ver presagio!
y a su infernal volcán que explota e invoca.

 

 

De Alma Libre
Santiago de Chile
09-12-201

Comentarios2



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.