Ma. Beatriz Vicentelo Cayo

¡VEN A MI! Soneto alejandrino con serventesio



¡VEN A MI!

 

¡Ven a mi, acrisolado páramo del mañana!

Con ígneos cristales de ámbar resplandecido

con el rasante fuego sobre espuma escarchada

con vinos de Dionisio, súbito enardecido

 

Extravían mis horas por umbral de esperanza

¡Muge mi herida bestia por rejado torcido!

Viste tu aura pristina mi glicina ondulada

rogando tu presencia con dolor zaherido

 

Eres haz refulgente sesgando aislada sombra

¡Báculo irisdiscente de orlada fantasía!

¡Mi cántaro fastuoso de añil burbujeante!

 

¡Un insomnio suntuoso, seísmo que te nombra!

Purpureo vahído  ¡Trashumante ambrosía!

¡Pitiminí de glorias en mi flama humeante!

 

----------------------------------

 

 Beatriz Vicentelo

Der. Reserv.

Comentarios2

  • Ma. Gloria Carreón Zapata.

    Un magistral soneto! Te felicito amiga mía. Abrazos, un lujo leerte.

  • Ma. Beatriz Vicentelo Cayo

    Sumamente agradecida mi amada amiga!!
    Eres aliento y fuerza, optimismo y alegría para mis letras!!
    Un enorme abrazo traspasando distancias.
    Mas gracias Gloita mía!!



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.