ubik

SILENCIOS EN FLOR

Pétalos de oscuridad

caen encendidos

como labios aleatorios

desposeídos del alba

 

el vino nos desnuda curioso 

 se inclina fluorescente y acecha

como naturaleza muerta 

nuestra maldita lengua de sal

 

como llama apaciguadora 

de posturas amargas que el viento posee

siendo la luz orgánica 

de las sombras aterciopeladas 

 

que se asimila nocturna 

hacia esa otra oquedad habitada por cascabeles 

que es la identidad efímera 

de la dicha 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.