Josefina Bravo

¡MI ORACIÓN¡

 

I

Es y será la  luz divina

Que de manera continua

Guía y cuida sus pasos

Es el momento más grato

En toda mi existencia

Cuando en total obediencia

Proclamo  a Dios mi  oración

Para que su manto divino

Sea tu escudo y tu abrigo

Durante la adversidad

Jamás le teman a la tempestad

Porque el con autoridad

Es el  que domina  los vientos

Y él te entregara  en su tiempo

Todo lo que para ustedes  ha creado

Y con sus manos los  ha moldeado

Para que sean unos  vasos de honra

II

¡Mi oración hijos queridos¡

Es el eslabón sagrado

Donde izaran sus victorias

Ella tiene  divinos matices

Porque proclama y bendice

Todo lo que tocan sus pies

Es y será mi deber

Mientras esté en esta tierra

Proclamar en su haber

Múltiples bendiciones

Que llenaran de satisfacciones

Toda su existencia

Siendo esta la evidencia

De que Dios es quien  los guía

Y que  su  luz preciosa y genuina

Alumbrará sus caminos

Ahora, mañana y siempre

III

La oración de una madre

Es  la clave evidente

De que Dios está presente

En cada momento de tu existencia

Es la llave perfecta

Que abrirá aquella puerta

Que por años el hombre cerró

Porque mi Dios con su amor inmutable

Y su poder admirable

Les entregará lo imposible

Les  mostrara  lo invisible

Si de corazón  deciden

Que el dirija sus destinos

Siendo este el camino

Que le darás como galardón

La salvación y la vida eterna

ENEIDA JOSEFINA BRAVO REALZA

POETISA DE JESUCRISTO

EL BAÚL-VENEZUELA

21/11/2.018.

02:35 P.M



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.