RICARDO ALVAREZ

COLOFÓN  INCONCLUSO 



 

 

 

 

  • A los que padecen
  • de adicción
  • usados para
  • negociar por dinero.
  • Mueren muy jóvenes.

 

 

 

 

 

Las líneas cáusticas de los cuadrantes

en primigenio sacudón se van comprimiendo

y el yonqui en corta privación le tiemblan los parpados.

Los  mercaderes de los chaflanes vigilan aristas cuneiformes

Haz a un lado el cabrioleo de pies cenagosos en solidad eterna.

El sarcófago es sátira que certifica sumisión de piélago en letargo,

umbrosos alcaloides desprenden  cromatismos al planeo del sinsonte

su melisma de canto medroso, tangenciales desafinan los paralelos.

Impostan lívidos prismas la carroña capta  el formato diacrónico,

en profundidad noctívaga de vesania el vasallo rifa su suerte,

el estertor aguzado desmorona el miasma en rústicos sumideros

antropófagas zarigüeyas carcomen el eje medular del hueso informe,

los jeques del polvo blanco tienen clanes en reemplazo del siervo

en el rectángulo canguelo el rigor abstrae y descompone,

ríspida sensación mórbida, ciega la visión del esclavo.

                  

 

 

 

 

 

 

De LLUEVE EL VIENTO EN LOS TEJADOS-  Publicado en julio 2019 - Ed. PALIBROS - N.YORK - EEUU

Hecho el Depósito según la ley 11-723- registro de autores.

Todos los derechos registrados en Safe Creative & Published Word Press Poetry

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.