El Hombre de la Rosa

¡¡¡ AMANECERES CASTELLANOS !!!

 

 

¡¡¡ AMANECERES CASTELLANOS !!!

 

*** Versos de la Rosa ***

 

Campos de Castilla de cultivos secos

 memorias de crío recuerdos de viejo,

cuando ya borrado evocó yo aquello

un blancor eterno con odas del cielo.

 

Planicies inmensas aliadas al viento

el pinar compacto sube hacía lo alto,

gallardo al viento un Trapense añejo

 monje de Abadía, de rezo en silencio.

 

El huerto y azada de apero y cachaza

 terrones del polvo, la tierra abrasada,

su cal y blancura aquel campo yermo

 sosiega a la gente la siesta y ternura.

 

Sudor de labranza, personal valiente

sueños de interés sensible y amargo,

aman su planicie de espigas doradas

trigos raspinegros, veletas de viento.

 

Meciéndose grácil en soplo de céfiro

 zagales de ejido de temprana añada,

su corazón grande, truhán y andarín

en llegar la tarde esa espiga se abre.

 

Almendros al aire, escopeta en ristre

cartucho que sale, liebre de campiña,

castillo en el cerro, carne por la tarde

jugando los niños, por los almenares.

 

Gestos de agoreros hondos y cabales

 viejos sudorosos, viven en sus calles,

parientes con hijos llegan en la tarde

 su hembra elegida devota de encajes.

 

Le pide al patrón su santo de pueblo

trigal de la suerte, cebada y centeno,

en los almenares, un gris del silencio

su tasca y su caldo de vino aurinegro.

 

La sangre de la uva en barriles viejos

clérigos de Iglesias tocan la campana,

en templo desierto, del ruego de nada

llena las bodegas de ebrias mesnadas.

 

Semanas de siega, esfuerzos de agro

 asfixiante empresa, de hocino afilado,

siegas recogiendo la harina de campo

 fuerte es la fiereza del ser Castellano.

 

Autor:

Críspulo Cortés Cortés

El Hombre de la Rosa

17 de noviembre 2018

 

 

 

Comentarios9

  • María C.🖤

    Conozco esos amaneceres y son espectaculares, como tu poema
    Un buen fin de semana tengas.
    SALUDOS.

    • El Hombre de la Rosa

      Muchas gracias estimada compañera en la poesía y poetisa amiga María Isiszkt y por tu presencia y tu gentil comentario.
      Amaneceres castellanos que alegran la humanidad de los hombres que cultivan y trabajan sus inmensos campos llenos de trigo, con los campanarios de las Iglesias en las aldeas donde los lugareños fatigan su pan.
      Gentes nobles y sencillas que se pierden entre las inmensas campiñas, verdes entretiempo, y amarillas cuando el trigo madura.
      Cimientos de Iberia son sus gentes y sus tierras, empapadas durante siglos con los sortilegios y fanatismos eclesiásticos de inquisidores.
      La Gran Castilla sigue generosa y placentera viviendo su diversidad.
      Que las generadoras de felicidad llenen tu hogar de amor y de paz..
      Con un abrazo de sincera amistad:
      Críspulo Cortés Cortés
      El Hombre de la Rosa

    • Verano Brisas

      Bello tu poema, Críspulo. Me trae remembranzas de los hermanos Machado: grandes poetas.
      Un cordial saludo.

      • El Hombre de la Rosa

        Muchas gracias estimado compañero en la poesía y poeta amigo Verano Brisas por tu presencia y tu gentil comentario.
        Amaneceres castellanos que alegran la humanidad de los hombres que cultivan y trabajan sus inmensos campos llenos de trigo, con los campanarios de las Iglesias en las aldeas donde los lugareños fatigan su pan.
        Gentes nobles y sencillas que se pierden entre las inmensas campiñas, verdes entretiempo, y amarillas cuando el trigo madura.
        Cimientos de Iberia son sus gentes y sus tierras, empapadas durante siglos con los sortilegios y fanatismos eclesiásticos de inquisidores.
        La Gran Castilla sigue generosa y placentera viviendo su diversidad.
        Que las generadoras de felicidad llenen tu hogar de amor y de paz..
        Con un abrazo de sincera amistad:
        Críspulo Cortés Cortés
        El Hombre de la Rosa

      • Lualpri

        Bello, como siempre estimado amigo Críspulo.
        Un fuerte abrazo.

        • El Hombre de la Rosa

          Muchas gracias estimado compañero en la poesía y poeta amigo Lualpri por tu presencia y tu gentil comentario.
          Amaneceres castellanos que alegran la humanidad de los hombres que cultivan y trabajan sus inmensos campos llenos de trigo, con los campanarios de las Iglesias en las aldeas donde los lugareños fatigan su pan.
          Gentes nobles y sencillas que se pierden entre las inmensas campiñas, verdes entretiempo, y amarillas cuando el trigo madura.
          Cimientos de Iberia son sus gentes y sus tierras, empapadas durante siglos con los sortilegios y fanatismos eclesiásticos de inquisidores.
          La Gran Castilla sigue generosa y placentera viviendo su diversidad.
          Que las generadoras de felicidad llenen tu hogar de amor y de paz..
          Con un abrazo de sincera amistad:
          Críspulo Cortés Cortés
          El Hombre de la Rosa

        • Syol *

          ..hermosa estampa en versos..Lo he disfrutado ...

          Saludos Críspulo..

          • El Hombre de la Rosa

            Muchas gracias estimado compañero en la poesía y poeta amigo Syol * por tu presencia y tu gentil comentario.
            Amaneceres castellanos que alegran la humanidad de los hombres que cultivan y trabajan sus inmensos campos llenos de trigo, con los campanarios de las Iglesias en las aldeas donde los lugareños fatigan su pan.
            Gentes nobles y sencillas que se pierden entre las inmensas campiñas, verdes entretiempo, y amarillas cuando el trigo madura.
            Cimientos de Iberia son sus gentes y sus tierras, empapadas durante siglos con los sortilegios y fanatismos eclesiásticos de inquisidores.
            La Gran Castilla sigue generosa y placentera viviendo su diversidad.
            Que las generadoras de felicidad llenen tu hogar de amor y de paz..
            Con un abrazo de sincera amistad:
            Críspulo Cortés Cortés
            El Hombre de la Rosa

          • Menesteo

            Grandes latifundios, verdes cereales en grandes campiñas juegan con el aire y el sol de la tarde.
            Hermoso poema.
            Un placer leerte Estimado Críspulo.

            • El Hombre de la Rosa

              Muchas gracias estimado compañero en la poesía y poeta amigo Menesteo por tu presencia y tu gentil comentario.
              Amaneceres castellanos que alegran la humanidad de los hombres que cultivan y trabajan sus inmensos campos llenos de trigo, con los campanarios de las Iglesias en las aldeas donde los lugareños fatigan su pan.
              Gentes nobles y sencillas que se pierden entre las inmensas campiñas, verdes entretiempo, y amarillas cuando el trigo madura.
              Cimientos de Iberia son sus gentes y sus tierras, empapadas durante siglos con los sortilegios y fanatismos eclesiásticos de inquisidores.
              La Gran Castilla sigue generosa y placentera viviendo su diversidad.
              Que las generadoras de felicidad llenen tu hogar de amor y de paz..
              Con un abrazo de sincera amistad:
              Críspulo Cortés Cortés
              El Hombre de la Rosa

            • BLANCO Y NEGRO

              Genial!

              • El Hombre de la Rosa

                Muchas gracias estimado compañero en la poesía y poeta amigo AETOS por tu presencia y tu gentil comentario.
                Amaneceres castellanos que alegran la humanidad de los hombres que cultivan y trabajan sus inmensos campos llenos de trigo, con los campanarios de las Iglesias en las aldeas donde los lugareños fatigan su pan.
                Gentes nobles y sencillas que se pierden entre las inmensas campiñas, verdes entretiempo, y amarillas cuando el trigo madura.
                Cimientos de Iberia son sus gentes y sus tierras, empapadas durante siglos con los sortilegios y fanatismos eclesiásticos de inquisidores.
                La Gran Castilla sigue generosa y placentera viviendo su diversidad.
                Que las generadoras de felicidad llenen tu hogar de amor y de paz..
                Con un abrazo de sincera amistad:
                Críspulo Cortés Cortés
                El Hombre de la Rosa

              • alicia perez hernandez

                HERMOSOS Y MARAVILLOSO AMANECERES CASTELLANOS
                NOS COMPARTE SR DE LA ROSA,
                SE DISFRUTA EN SU LECTURA.
                ABRAZOS MIL CON SALUDOS

                • El Hombre de la Rosa

                  Muchas gracias estimada y querida compañera en la poesía y poetisa amiga Alicia Perez Hernandez y por tu presencia y tu gentil comentario.
                  Amaneceres castellanos que alegran la humanidad de los hombres que cultivan y trabajan sus inmensos campos llenos de trigo, con los campanarios de las Iglesias en las aldeas donde los lugareños fatigan su pan.
                  Gentes nobles y sencillas que se pierden entre las inmensas campiñas, verdes entretiempo, y amarillas cuando el trigo madura.
                  Cimientos de Iberia son sus gentes y sus tierras, empapadas durante siglos con los sortilegios y fanatismos eclesiásticos de inquisidores.
                  La Gran Castilla sigue generosa y placentera viviendo su diversidad.
                  Que las generadoras de felicidad llenen tu hogar de amor y de paz..
                  Con un abrazo de sincera amistad:
                  Críspulo Cortés Cortés
                  El Hombre de la Rosa

                • David Arthur

                  Muy buenas imagenes me brindan tus versos Críspulo.

                  Un abrazo amigo,
                  David

                  • El Hombre de la Rosa

                    Muchas gracias estimado compañero en la poesía y poeta amigo David Arthur por tu presencia y tu gentil comentario.
                    Amaneceres castellanos que alegran la humanidad de los hombres que cultivan y trabajan sus inmensos campos llenos de trigo, con los campanarios de las Iglesias en las aldeas donde los lugareños fatigan su pan.
                    Gentes nobles y sencillas que se pierden entre las inmensas campiñas, verdes entretiempo, y amarillas cuando el trigo madura.
                    Cimientos de Iberia son sus gentes y sus tierras, empapadas durante siglos con los sortilegios y fanatismos eclesiásticos de inquisidores.
                    La Gran Castilla sigue generosa y placentera viviendo su diversidad.
                    Que las generadoras de felicidad llenen tu hogar de amor y de paz..
                    Con un abrazo de sincera amistad:
                    Críspulo Cortés Cortés
                    El Hombre de la Rosa

                  • bambam

                    Un placer leerte qué es hocino



                  Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.