RICARDO ALVAREZ

TU VUELO, MI NIÑA



 

 

 

A mi hija BALBINA ÁLVAREZ CARBONI

 

 

Hija medular de mis huesos, niña ondina,

nacida grácil, rubio pelo del trigo amarillo.

En la virtud crepuscular  erguida atalaya de ejercicio,

plástica envergadura de vuelo remontaste tu altura.

 

Festejé la gloria sonriente del potencial cielo,

tus manos satelitales moldeadas en la labor del cintillo.

Floreciste como pétalo puro sin artificio

y en crecimiento concretabas la elección del vuelo.

 

La mirada en jubileo del sol crepuscular  adula tu belleza.

Capilares rojo sangre en turbulencia al solicito ejercicio

cotidiano clarificaron tus manos de arena.

Que a la labor forzada el afán impulsa al brío,

en la esfera del cansancio el menester propio te sustenta

cuando a la escena arremetes con sudor de oficio.

 

Niña mía, hoy ya mujer plena de esencia y dicha.

Me place contemplar la mágica espuma que sobrevuelas

y con pie firme trazas las surcos dignos de tus riadas.

Repentina apareces, tintineo campanario en mi oído de nenúfares.

 

 

 

Todos los derechos registrados en Safe Creative & Published Word Press Poetry

Poemas de ricardo alvarez@blogspot.com

Poemas de ricardo alvarez-blogger



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.