tibaldo

Amanecer y atardecer en el otoño.

 

 

En el amanecer los árboles se parecen rocas
esculpidas verdes con manchas multicolores.
En la tarde, el viento de otoño abate las hojas de oro,
abate las hojas de púrpura,
abate las hojas naranja
y una alfombra del arcoiris se expande por aceras y vías.
Vida y otoño son colores que se van y vuelven.

Comentarios1

  • Gerardo Barbera

    excelente poema

    • tibaldo

      Muchas gracias poeta Gerardo Barbera. Saludos.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.