Rudapaz

Epítome

Eres tú, el silencio que canta a mi oído;sin que nadie lo escuche.

Nocturnal amanecer, un Claro de luna de Bach, primavera invernal; nota sin pentagrama, martillo de algodón, gigante de miel y seda. Cuales adornan tu pecho, luciérnagas sin sol, rubí de Marfil. Perfumes de agua fresca, color de ostra sin mar. Vana tertulia: la de tus cabellos al andar.


Muchas cosas eres, conmigo o sin mi. Conmigo: un mar de la luna.
Sin mi, eso y muchas cosas más.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.