Byron072

Tan solo un consuelo.

Detén tus lágrimas pequeña niña,

Que el mundo se alberga en tus bellas manos,

Deseando la alegría de tus dedos.

Deja de pagar los pecados de otros

Contagiando rencor en tu corazón,

Transformándote en un ser de espíritu

Apagado, aislado, ¡desconsolado!,

Sombrío y frío como el cruel invierno.

Libera de amargura a tus sentidos,

Manifiesta la  nobleza de tu ser,

Que posee la gracia del amanecer.

Entrégate a tus sueños infantiles,

Ama, cautiva, juega, ríe, ¡vive!

Encierra tus lamentos y sonríe.

Comentarios2

  • LEV

    PRECIOSO POEMA....

    BESITOS=)

  • Luis Rayo

    Sé me hace bello el poema, aunque un poco triste, pero lleno de valores. Felicidades amigo.

    luis.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.