Pedro Perez Vargas

Aprendí el olvido

Estos son los últimos versos, que por ti yo escribo
Y es que ya mi última lágrima, al suelo cayó.
Ayer tú abandonaste un amor, que hoy, igual dejo yo
Y es que como tú, yo también, aprendí el olvido.

Hoy es la última vez que por tu amor suspiro.
Ya no buscaré en el viento, el sabor de tu olor.
No escribiré más canciones, para ningún cantor.
Y cuando te busque en mi recuerdo, encontraré el olvido.

Esta es la última noche que robas mi sueño,
Ninguna estrella lejana me hará recordarte.
Ayer te di los besos, que hoy no quiero darte
Y del amor que te di, hoy yo soy el dueño.

No volveré a llorar otra vez tu partida,
Para alejarme de ti, me quedaré aquí parado.
Hoy pintaré de grises, mis sueños dorados
Y en vez de extrañarte, curaré mis heridas.

Estos son mis últimos versos que serán poesía.
He perdido la musa cuando tú te marchaste.
Quise escribir algo bello, pero fue un desastre
Y a la canción que parí, no le  nació melodía. 

Cuando escuches mi canción, aún sin partitura
Escúchala callada; sí, callada; allá, a los lejos.
Trata, entonces, de no estar delante del espejo
para que  así no veas, tu rostro de amargura.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.