Nacho Rey

LA DONCELLA JUDÍA (A ANNE FRANK)

Busco tus afectuosas voces borrascosas,

en esta noche oscura las palabras del espacio,

que el cementerio sediento rueda despacio

y el tiempo pasa llorando todas las cosas.

 

 Luego te callas,porque tu boca afectuosa

está manchada por tercos de navaja de ácido.

Crece la sangre y el viento huracanado tiránico

que mató todo...,todo lo bello de una rosa preciosa.

 

 Detrás de la ventana se escucha el lloro que quema,

el vuelo sin ruído y la soledad huérfana del arte,

pero que al final ese naufragio se hace poema.

 

 Habla.Por tu voz herida quiero abrazarte

y contar los años contigo en aguas de dinastía

para que en mi vacío seas mi doncella judía.

 

 

"No veo la miseria que hay,sino la belleza que aún queda" ANNE FRANK



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.