Raul Gonzaga

Mis amigos del alma son...

 

A todos mis amigos tan queridos,
Que siempre para mí siguen presentes, 
A pesar de que estén lejos o ausentes,
Con total atención les presto oídos;

Para mí son los seres consentidos,
Gente sabia de nada inconscientes,
Al contrario, de todo están pendientes,
Señalan los errores, los descuidos;

Recibo su consejo que atinado
Me da la solución tan esperada,
Cuento con ese apoyo confirmado,

Con aquella respuesta más buscada;
Son la voz, el silencio o el fiel latido:
La ayuda más leal, no interesada…

Comentarios1

  • Raul Gonzaga

    A mis amigos tan queridos, que siempre están presentes, a pesar de que estén lejos o ausentes, con total atención les presto oídos...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.