minsandi

Chopin

Chopin.
Las velas brillan
sobre la mesa.
Reina el silencio
en las niñas de los ojos.
Las manos, quietas,
tararean la melodía
del piano, que cadencioso,
inunda las arterias,
las venas y el corazón.
La piel se eriza
por el frío
que emerge del interior.
Los labios se encienden,
revelando
el cambio de estación:
Ya no se escucha
el piano, ni brillan las velas.
Sólo queda Chopin…
en el corazón.

Comentarios3

  • Elizabeth Chacon Stevens

    Bello poema a Chopin.
    Velas brillan
    reina silencio en los ojos
    manos quietas tararean melodías del piano
    arterias, venas y corazón se erizan por el frío de nuestro interior
    labios encendidos revelan
    cambio de estación:
    el piano no se escucha ni brillan la velas ...
    Sólo queda Chopin ...
    en el corazón.
    Fantastic!!!

  • minsandi

    Gracias!

  • minsandi

    Gracias, un saludo.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.