Nacho Rey

EL CLARINETE DE MOZART



 Mi viaje al sueño del artista

con su son suave de clarinete

a un recuerdo olvidado de sorbete

que acabo,al fin,a ser realista.

 

 La existencia de ese afán tan real,

que ante tal cruda realidad,

sueño con ese prodigio de deidad

que me lleve a lo más espiritual.

 

 Y,lo consigue,me lleva al Cielo,

un adagio,sea yo su anzuelo

que más Cielo,también toco el averno.

 

 Y del averno,volver a este sueño

tan hermoso que es mi empeño

real o no,volar en lo eterno.

Comentarios1

  • LUIS.RO

    Estoy contigo amigo "es un regalo del cielo". Saludos



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.