Emmie Belladona

VII - Alma Engreída

Inconclusos sonetos
mi alma desgarran
y mi corazón hacen sangrar
mientras tu ríes
y en mi cara te burlas
de sentires reales;
de mentiras vacías es tu juego

¡Oh, pobre alma!
que no puede ver de tan sucia que está
la felicidad del amor en cristales rotos,
incapaz de creer en algo eres
porque nada tienes en tu interior;
de alma pobre,
sucia de corazón,
a la luna sigues implorando
del pasado un amor,
ante el veneno letal de tu conciencia sucumbirás
porque tu corazón y tu mente no sirven,
para ni amante, para ni amar
para ni feliz ser.

Vacía,
una vacía meretriz eres,
al mundo infestas con tu asquerosa
miseria y penuria.

Espero que jamás te acompañe la querida muerte,
espero que en tu puta miseria te hundas
y que volver no hagas por tu maldito bien;

Timadora, miserable, cobarde y engreída
alma perdida.

 

 

A n g e l a  C a v a l c a n t i 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.