Reiniero

La verdad que habita en mi

Mi realidad es una ilusión

Mi ser no permite dejar de pensar en ello

Un mundo sin fín

Esperanza no hay

 

Por muy lamentable que soy

Nadie tiene clemencia sobre mi 

Un lugar ideal es muy solitario 

Mi ser ya no puede aguantar

 

LLegó, vi a la muerte a los ojos 

Y me vi a mi mismo

Retratado en un abismo infernal

En donde no tenia esperanza

 

Soy como uróboros

Sin darme cuenta me devoro a mi mismo

Una mirada petrificante como la de medusa 

Que atraviesa mi ser dejando cicatrices

 

Mi alma se desvanece lentamente 

Con el pasar del tiempo

El viento se la lleva sin misericordia  

Y sin lamentos 

 

Comentarios1

  • Luna en mar

    En ocasiones hay momentos helados, negros sin brillo, un caminar sin rumbo.
    A veces, es necesario caer para volver a renacer.
    Si uno no puede verlo solo, ahí se pide apoyo.
    Un saludo

    • Reiniero

      Hola, gracias por tu comentario. Bb



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.