Carlos Justino Caballero

LLORABA UN NIÑO

 

Lloraba, aun sobre llantos,

el niño… entre sus cosas tiradas

en un rincón, y quietas.

¿Quién hizo llorar al niño?

¿O puede ver a lo lejos su futuro

y se siente en soledad abandonado?

¡No llores, niño, que no será tan malo!

Otro Niño cuida tu horizonte de ignominias

y a pesar de los falsos profetas verás la Luz.

Seca esas lágrimas y ¡ve a jugar!

 

De mi libro “Del sentir que reverbera”. 2018 ISBN 978-987-763-458-7

Comentarios1

  • Tokki

    Que no llore más porque llega muy hondo.
    Un abrazo poeta



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.