Ismael de Jesús

Mi Hermosa Princesa de Dios.

Eres la princesa, que Dios me ha puesto en el camino, eres algo Bendito, que mi corazoncito anhela y ama, con las fuerzas de mí alma.

Eres mí Princesa Hermosa de Dios, eres ese sueño que había soñado, sobre el cielo azul y claro, así de claro como el agua y el cielo es mi amor por ti mí Princesa amada.

Solo​ la distancia nos separa, para poder estar juntos como una bendita pareja que se aman, como si el mundo se fuera a terminar, pero mi amor por ti es puro y sincero como el amor de Dios a hacía su pueblo, no importa la distancia porque así nos amamos.

Mí Hermosa Princesa de Dios, eres la más hermosa, como la gran Rosa roja en medio del verde jardín, así tú eres en el fondo de mi corazón, tú amor está en medio por la gracia de Dios nuestro señor.

Eres mí Hermosa Princesa de Dios, aunque tengas más años de primaveras y yo no las tenga, eso no es un problema, porque en el amor no importa la edad, más si ese amor fue puesto por las manos de Dios.

Tu eres mí Princesa Hermosa de Dios, y lo que importa es el interior de nuestro corazón.

Eres una bendición para mi vida, como en mí corazón al mismo tiempo.

Mi amor es como una mariposa, que vuela, vuela, vuela, vuela y vuela, hasta  el néctar de tu amor y de tu corazón como una hermosa flor,

Mí Princesa Hermosa de Dios eso eres tú para mí.

Tan dulce y gentil y de hermoso corazón y como persona Tienes un gran valor, mi amor.

 

Poema de Ismael de Jesús Gómez Méndez.

Poema del Alma.

Viernes 27 de abril de 2018.

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.