Coty

De los arrepentimientos...

No me arrepentiré

del paso inexorable

de mis soles y mis lunas

que han dado

el extraño brillo a mis ojos;

ni de mis tormentas,

develando sutiles arcoiris de esperanza.

No me arrepentiré

de mi fragilidad

arrancándome de golpe fortalezas.

No renegaré los momentos adversos,

confusos,

tristes...

No me arrepentiré

de mis desatinos

ni de mis constantes inconstancias.

Me arrepiento, sí,

de no haber agradecido suficiente

el instante amoroso

de tus manos benditas

enjugando mis lágrimas

y la paz infinita

de tu Ser y Estar

inquebrantable.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.