Raul Gonzaga

Tan solo mi amor, sólo por ti

 

Hoy la gloria se ha abierto ante mis ojos,
Mis oídos oyeron dulce voz,
Que me hicieron vivir la sensación
De sentirme de nuevo jubiloso;

El volver a besar sus labios rojos,
Y su cuerpo ceñir con tanto amor;
Otra vez escuchar su corazón
Al posar en su pecho un mudo rostro;

Es la dicha suprema del anhelo
Demostrarse que pudo conseguir
Esos frutos maduros del deseo

Que le dieron razón para vivir;
Sentirse enamorado y en gran vuelo
Y tan solo mi amor, sólo por ti…

Comentarios1

  • Raul Gonzaga

    Por ti, la gloria se abrió ante mis ojos, mis oídos oyeron dulce voz, me hiciste vivir la sensación de sentirme de nuevo jubiloso...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.