argantonio

La llegada del cine

La primera gran novedad fue la televisión

Poder ver países lejanos, animales exóticos

y nuevos mares

Solo mujeres vestidas, tímidos besos la

censura mandaba en estos láres

Con la llegada de este invento

llegó la revolución.

 

Entonces veíamos películas del Oeste

de vaqueros e indios guerreros

Pero el cine es una fantástica

forma de deformar la realidad

Las películas no se hacían en el

desierto, sino en Tabernas, esa es la verdad

Los indios no venían de América

eran de un barrio cercano y no eran pendenciéros.

 

¿Tú tienes un dios?

Si, tengo a Manitú

¿Y tú ? Yo tengo a dos.

 

A Ver explícame ese misterio

Yo tengo a María y a Jesús

Ah, entonces me callo, esto va en serio.

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.