Ariello

Aunque me duela

 

Aunque me duela (regresivo)

 

Esta peste, ¡Por Dios! no me la aguanto,

cada paso que doy siempre es más lento

esta angustia tenaz es mi lamento,

acabó con mi ser, me tiene abanto.

 

Ya se cierne la sombra como un manto

en los hondos abismos, donde siento

como en cámara lenta, el mismo viento

mis anhelos se lleva con su canto.

 

Ya la peste pasó, dejó secuela

donde acerbo dolor el alma embarga,

indolente me vuelve aunque me duela.

 

Insensible al dolor no es tan amarga

esta pena que a oscuras me revela

un final que en la espera me aletarga.

Ariello

Derechos reservados

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.