Strain

Vuelo

Silencio sucesivo…

los peces oscuros reclaman

otro mar

para su sonrisa y sus cabellos negros

 

La extradición de un niño

desde la vida

no se debería escuchar

porque asfixia al viento

de consternaciones

y revoca

las constelaciones al punto

y se detienen centenares de deseos

de caramelos

 

Un invierno inesperado llega

y deja a una multitud

de golondrinas bajo cero

 

La muerte muestra su mandíbula feroz

y miles… rabia y pena

pero a media jornada la lluvia

de olvido

llega como novia adoptiva

y ahoga

los kilómetros entre las playas

de luto e indignación

 

Y todos se suben a sus cómodos coches

y se alejan

de los gritos

de las voces                                                                               

del rumor…

 

Y en una llorosa silla

una madre espera

un par de aletas doradas del Cielo

y un pasaporte

a un hermoso país

hecho de corazón

Comentarios2

  • Ayeres

    Me agradan tus letras, llenas de metáforas y corazón.Saludos poeta.

  • Montevidiosa Natalia Pias

    Muy bello gracias .



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.