UnPoetaHerido

DROGA

Últimamente ya no tengo idea de que escribir

Solo pongo el boli sobre el folio y este empieza a fluir

A veces odio todo lo que sale y arranco el escrito

No puedo escribir mediocridades mi cuaderno es bastante estricto

 

 

Pero, ¿Cómo culparlo por ser lo que es?

Si yo lo hice así, haciendo rimas al cien por cien

Recuerdo que antes tenía bastantes razones por las cuales rimar

Tenía una musa a la cual mis versos dedicar

 

 

Pero ella se fue, ya no está y lo tengo que aceptar

Un nuevo jardín donde poderme inspirar es lo que necesito encontrar

Necesito algo que me recuerde por qué empecé a rimar

Solo recuerdo que de pronto mi cuaderno sufrió una metamorfosis

 

 

Paso de ser un diario a ser un poemario, donde mi vida me ponía a contar

Y así fue como el poeta nació, aunque se le volvió una obsesión, de rimas diarias necesitaba su dosis

Y como toda droga, se volvió dependiente de ella y no la podía dejar

Sonara tonto, pero una parte de mi vida empezó a arruinar

 

 

Los versos se habían vuelto una verdadera adicción sin cura

Y al igual que los narcodependientes, fui tocando la locura

Pero en vez de huir de ella, yo solo la acaricie

Vi que no era tan mala y de ella me enamore

 

 

La, loca locura en constante locomoción

El tonto poeta haciendo prosa con pasión

Un poeta rimando en prosa que tiene por musa ahora una locura hermosa

Los versos una droga

Y así cada, año, mes, semana, día y hora



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.