kavanarudén

Último adiós (relato corto)


AVISO DE AUSENCIA DE kavanarudén
Todas mis obras están registradas. Tienen derecho de autor. "SAFE CREATIVE". safecreative.com


 

Tomó su mano entre las suyas.

Cálida y suave como nunca la sintió. La besó una y otra vez. Quería que lo sintiera cerca, muy cerca. Que no experimentara la soledad en ese momento tan importante de su vida.

Se levantó despacio. Con un pañuelo húmedo refrescó su frente. La fiebre poco a poco la consumía. Con gesto cariñoso acomodó sus cabellos, de los cuales ya quedaban pocos. Acarició su mejilla y con la punta de su índice rozó sus labios.Un silencio profundo había descendido en aquella habitación. Nadie se atrevía a hablar ni hacer ningún ruido.

El galeno se encontraba a un lado del lecho. Había hecho cuanto estaba a su alcance.
Ella abrió los ojos un instante, buscó los suyos. Los encontró mientras una lágrima resbalaba por su cansado y martirizado viso.

Aquí estoy amor - le dijo con voz trémula -

Ella quiso hablar, murmurar alguna palabra más no pudo.

Tranquila, tranquila, aquí estoy. No estás sola. Reposa amor mío, reposa… - no pudo terminar la frase. Lágrimas brotaron en abundancia en aquel momento. Cerró sus ojos y ocultó su rostro.

Ella cerró de nuevo sus ojos y suspiró profundamente. Su respiración fue cesando. Era sus últimos minutos en esta vida.
Él lo supo y ahogó un grito con su puño.

¡Noooooo, por favor, te lo pido!…..¡Noooo! ¡No me dejes amor! ¡Noooooo te lo suplico! ¡Noooo!

La abrazó fuerte como queriendo devolverle la vida. Donar la suya si era posible ¿Qué sentido tenía la vida sin ella?
Frágil cual niño indefenso lloró desconsolado mientras reposaba su rostro en su pecho inerme.

Laura, su madre, se le aceró.

Ven Arturo. Ven conmigo - le dijo susurrándole al oído -

No madre. Déjame aquí con ella - respondió entre sollozos -

Tienen que prepararla Arturo. Ven conmigo hijo. Después regresarás. Ven conmigo por favor - tuvo que hacer un esfuerzo para no romper en llanto.

Como pudo se levantó. Aferrado a Laura salió de la habitación. Lo condujo a su habitación. Al entrar lo hizo sentar en su cama.

Hijo. Pilar mi hizo prometer que te entregaría esta carta apenas falleciera - sacó la carta del bolsillo de su bata - Te dejo. Trata de reposar cariño.

Laura se sorprendió de su entereza casi varonil. Sabía que tenía que ser fuerte para sostener a su hijo en aquellos momentos. Salió de la habitación dejándolo solo. Era necesario respetar su dolor. Al cerrar la puerta detrás de ella se desplomó. Comenzó a llorar amargamente. No era justa la vida, sobre todo con ellos. Tan jóvenes, tan enamorados que estaban. Se dirigió de nuevo la habitación donde se encontraban los restos de su nuera. Era necesario prepararla para el Sepelio.

Arturo sostuvo la carta un instante en sus manos. La miró intensamente mientras continuaba a llorar sin consuelo. La apretó en su pecho y se recostó en el lecho. La abrió y comenzó a leer

Mi adorado amor.
Si estás leyendo estas letras es que ya he llegado a mi fin.
No sabes cuánto me duele dejarte. Hubiera preferido morir primero, soportar ese dolor que ahora sientes con mi partida. Que no lo sufrieras tú sino yo misma.
Que injusta la vida amor. Tan jóvenes, tan enamorados y el cruel destino nos separa.
Te amo, te amo tanto y por ello quiero que seas feliz. Ahora el dolor doblega tu alma, lo sé, pero no quiero que te quedes en el dolor, en la muerte, en la infelicidad. Eres joven Arturo, mi Arturo y mereces todo el amor del mundo. Mereces que alguien te ame tanto como yo y que pueda darte un hijo. El mayor dolor que me llevo a la tumba, es el no haber podido engendrar el fruto de nuestro amor. No poder dejarte una parte de mí en una criatura concreta que llevara mi sangre, tu sangre, nuestra sangre.
Ten la certeza de que en el más allá velaré por ti. Te protegeré. Te acompañará mi amor.
¡OH Dios! qué doloroso es todo esto. Más doloroso que mi misma enfermedad.
Quiero pedirte perdón. Sí, perdón si alguna vez te ofendí, si alguna vez te juzgué, si me dejé llevar por mi carácter, por mis impulsos…Perdóname una y mil veces. Quiero que sepas que siempre te amé, siempre y doy gracias a Dios por haberte conocido, por haberte puesto en mi camino. Por haberme hecho feliz hasta los últimos instantes de mi existir, porque sí, fui feliz a tu lado amor, muy feliz.
Siento que poco a poco me abandona la vida. No puedo hacer nada, absolutamente nada. Nunca en mi vida me he sentido tan impotente, amor de mis amores. No te niego que tengo miedo, mucho miedo a lo desconocido, a lo que sucederá. Soy una mujer de fe y lo sabes, pero ahora me siento tan débil que dudo de todo, hasta de mí misma.
Espero que alguna vez nos volvamos a ver. Esta noche sal fuera, mira al cielo, verás una nueva estrella que brilla en el horizonte, esa estrella seré yo, que desde la lejanía te manda un cálido beso. Te digo adiós con el alma destrozada, pero con todo el amor que pude conocer y comprobar en ti
TE AMO
Siempre tuya….. Pilar 

Entre lágrimas abrazó la carta. La apretó fuerte contra su pecho y se quedó dormido pronunciando su nombre.....

Comentarios12

  • Lolaila

    Que precioso relato. Triste, y con la música de fondo un disfrute de lectura.
    Un abrazo Kavi.

    • kavanarudén

      Gracias mi amiga querida
      Es lo que la musa me inspiró.
      Duro relato, triste, pero real
      Te mando otro fuerte abrazo de mi parte.
      Se te quiere y mucho amiga
      Kavi

    • Maria Isabel Velasquez

      Triste y conmovedor relato.
      Me encanto volver a leer tus letras.
      Un abrazo DTB

      • kavanarudén

        QUÉ ALEGRÍA VERTE DE NUEVO
        Mi querida amiga
        Bienvenida de nuevo a este tu rinconcito poético.
        Me alegra que haya sido de tu agrado.
        Hoy la musa se fue por los caminos del drama, del dolor.... y ya sabes, es muy caprichosa, hay que obedecer y escribir.
        Un fuerte, fuerte abrazo de mi parte.
        Que alegría de verdad. Sabes que te aprecio y quiero mucho.

      • Bambú

        Qué triste... y cuántos casos hay como este... y más tristes... si yo te contara... a veces la desgracia se ceba...
        Un abrazo grande. Espero que estés bien.

        • kavanarudén

          Mi querida amiga.
          Me dejé llevar por el dolor que se puede sentir y seguro que me quedé corto, muy corto.
          Otro fuerte abrazo de mi parte.
          Cuídate mucho, sobre todo con este frío que estamos viviendo.
          Se te quiere y aprecia.

          • Bambú

            Es muy expresivo lo que has escrito. Debe ser algo terrible pasar por una experiencia así. Le ocurió a una persona muy cercana a mí. Su mujer murió pero le dejó una niña de 15 días. Ella no pudo despedirse de él; un sindrome de Reye se la llevo al coma mientras él estaba en viaje de trabajo. Murió 15 días después. Ahora la niña ya tiene 19 años... y una leucemia.

          • Hay 1 comentario más

          • Anton C. Faya

            Cuanta sensibilidad puesta en una escena...
            Notable Kavi, mil astros alineados al amor ...
            Gracias inmenso amigo...

            • kavanarudén

              Amigo y hermano querido
              Es lo que la musa susurró. Un tanto de dolor y lágrimas.
              Un fuerte abrazo de mi parte.
              Cuídate mucho

            • esthelarez

              triste, muy triste el dolor de la partida...
              Mis saludos kevi

              • kavanarudén

                Bienvenida siempre a este tu rinconcito poético.
                Es lo que la musa me ha inspirado
                Momentos de dolor, de muerte, de separación.
                Un fuerte abrazo de mi parte.
                Kavi

              • JADE FENIX

                Es difícil asimilar la partida de quien se ama, pero es muy valorable cuando logras poder desear la felicidad de quien queda en vida, con un nuevo amor a su lado.
                Bellas como excelentes tus letras mi querido amigo, se te quiere y aprecia.
                Un placer leerte.
                Un fuerte abrazo.

                • kavanarudén

                  Gracias mi querida amiga
                  Creo que es uno de los dolores más grandes por los cuales se puede pasar.
                  Me alegra que hayan sido de tu agrado
                  Otro fuerte abrazo de mi parte.
                  Cuídate mucho. Dios te bendiga

                • María Isiszkt

                  Mucha belleza y tristeza como la vida misma de dura.
                  TVB

                  • kavanarudén

                    Así es amiga.
                    Tú mejor que nadie has experimentado este fuerte dolor de la separación.
                    Un fuerte abrazo
                    TVB

                  • FENIZ

                    tienes el poder siempre de dejarme en silencio, y de sentir hasta la ultima linea como mi corazon se aprieta, es cierto es triste pero a la vez tiene esa ternura y honor al final de la vida, has graficado con estilo, dulzura y a la vez sutilmente un hecho de vida, maravilloso gracias por este viaje un abrazo fraternal su amigo Feniz

                    • kavanarudén

                      Mi querido hermano y amigo.
                      Me alegra que haya sido de tu agrado
                      Un relato que iba surgiendo en la medida que lo escribía. La musa es generosa con este servidor.
                      Dura realidad, dolor, muerte, sufrimiento....como la vida misma.
                      Recibe un fuerte, fuerte abrazo, todo mi cariño y amistad.
                      Kavi

                    • Hugo Emilio Ocanto

                      De pie, aplaudiendo tus letras, hermano.
                      Gracias por compartir.
                      Un abrazo.

                      • kavanarudén

                        Mi queridísimo hermano y amigo
                        Gracias a ti por leerme y comentar.
                        Eres una persona especial amigo querido
                        Me alegra que haya sido de tu agrado
                        Recibe un fuerte, fuerte abrazo y mil bendiciones
                        Espero que estés mejor.
                        Kavi

                        • Hugo Emilio Ocanto

                          Estoy mejor, hermano.
                          Próximo a abandonar por unas semanas,
                          hasta mi retorno.
                          Fuerte abrazo.
                          Hugo Emilio.

                        • David Arthur

                          Muy bello, muy triste y con mucha sensibilidad tu relato Kavi.

                          Un abrazo amigo,
                          David

                          • kavanarudén

                            David, hermano y amigo del alma
                            Gracias por pasar y dejar tu comentario.
                            Recibe también otro fuerte abrazo de mi parte.
                            Kavi

                          • Augusto Cuerva

                            Muy buen relato amigo Kavi

                            Un saludo y abrazo

                            • kavanarudén

                              Gracias Augusto
                              Me alegra que haya sido de tu agrado.
                              Recibe de mi parte un fuerte, fuerte abrazo
                              Kavi

                            • Violeta

                              Te imaginas este ultimo adiós en voz de HuguitoEmil , para llorar mas de la cuenta....que triste relato miKavi ... Besitos

                              • kavanarudén

                                Mi violetica querida
                                Así es, creo que vamos a llorar a "moco tendío" mija. Vamos a ver cuándo lo interprete. Seré yo el primero en moquear, eso seguro
                                Un abrazo mi niña del alma
                                Dios te bendiga

                                • Violeta

                                  Y yo la segunda te lo aseguro también.... Amén, IDEM



                                Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.