Esteban van Klas

Nuestros besos

Nuestros besos decían mucho más que las palabras,
y yo escribiendo versos para poder expresarme,
voy a armarme de valor con un dolor que calma,
y grita en el silencio pa' que puedas escucharme.

 

Un eco de alegría se asoma al verme pasar,
vocifera que soy hoy una persona diferente,
para saber levantarme me tuve que tropesar,
mientras la tristeza callaba teniendo me a mí en frente.

 

Yo nunca pedí nada, solo quise ser escuchado,
capaz eso era mucho y ahí estaba mi problema,
un abrazo de despedida, fue la huida que me quema,
a mi corazón cerrado que no entiende de las penas.

 

Puedo estar equivocado, pero tengo las cosas claras,
siempre supe lo que quise y sabía lo que sentía,
estaba lleno de amor y la soledad me abrazaba,
mientras a solas pensaba, si era tu amor lo que quería.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.