Pedro Ruiz Lopez

¡TARDE ROMÁNTICA!

Estabas cerca, del arroyo seco,

con tu mirada al cielo,

en la montaña, resonaba un eco,

mirarte es mi consuelo.

 

Aunque es arroyo seco tiene vida,

corre el agua en la arena,

mi gran pasión, por ti encendida,

la tarde está serena.

 

El sol se va metiendo en la montaña,

calor no hace ni frí­o,

tanto ya te has metido en mis entrañas,

al mundo le sonrí­o.

 

En la provincia lejos y sin ruidos,

es un tranquilo ambiente,

contigo no hay momentos aburridos,

tu algarabí­a se siente.

 

Soy tan feliz contigo, de la mano,

dejemos que la tarde,

se aleje silenciosa, tan temprano,

de lo nuestro hago alarde.

 

Que sepan en el mundo, que te adoro,

nosotros lo sabemos,

que las manos tenemos, un tesoro,

de nuestro amor gocemos.

 

Tocando las estrellas, veo tus ojos,

con pasión encendida,

contigo todo es dulce, sin enojos,

doy gracias a la vida.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.