Bruja Negra

Sobre la vieja rama, quizás estaba yo...

No lo temía, más lo sabía...

Sobre la vieja rama de un árbol, un pequeño pajarito se poso...

Y sobre los lienzos del sol, la labia del sentimiento, su camino encontró...

Y así sin más, un concierto silencioso, empezó su función...

No era ayer el día, ni mañana sería, un tiempo exacto no mostró, y es que el tiempo pareciese desvanecerse, cuando de camino a casa encuentras una flor. 

Que secretos alberga el alma, que misterios la mente tiene en su velador, y si la muerte altiva me lleva esta vez y ya no puedo decir no?...

No soñaba ayer, no, y hoy, hoy solo pido a Dios...

Sobre la vieja rama de un árbol, un pequeño pajarito cantó... 

Me llevo en su voz, en su cantar me elevo, y estabá sola, no afuera, no...

Podría seguir escribiendo palabras, y es probable que así sea, más, cuanto realmente se entendió?... 

Y si no soy clara, así es la vida, hoy tú... Mañana yo... 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.