Ángel Plaza Simón

Gracias Torpeza, Gracias

 

Si dos corazones rotos están en camas separadas, los rebaños de ovejas van a necesitar muchedumbres de pastores para dormirlas...

Y tendrán pesadillas con columnas vertebrales que tienen forma de cuchara y con pinos que parecen espinas dorsales...

Tómame el pulso, que quiero dormir, 
contigo acurrucada en mi alas.
Susúrrame el sonido de las olas,
porque necesito descansar.

Por eso tengo la piel echa un asco: ya no tengo el jabón adecuado que se fundía con mi cuerpo...

Por eso tus dedos esqueléticos dejaron marcados mis labios al rozarlos... Gracias torpeza, gracias...

Chsssst, un, dos, tres, cuatro, duerme ya...

Tómame el pulso, que quiero dormir, 
contigo acurrucada en mi alas.
Susúrrame el sonido de las olas,
porque necesito descansar.

El mar no tiene rodillas,
no se pliega ante mi...
¿Qué tomará el señor
para dormir?
Tomaré dos pastillas, gracias.

Gracias torpeza, gracias.

Comentarios1

  • Elenas ♪♪♥♪♪

    Maravilloso tu escrito para estos versos que me gustaron mucho
    felicidades
    saludos

    Elena



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.