Alexander Cossio

Los amigos

 

Del libro La Vida es Viviendo

 

Con el mágico encanto de tu voz al oído

se estremece la piel y todos los sentidos.

Tus palabras son aves que vuelan en suspiros

como aquellas cometas atadas a sus hilos.

 

Una frase en tu boca es un beso al vacío

que se desliza lento como el agua del río.

El tono de tu voz es tierno como el frío,

y cálido al instante que te oyen mis oídos.

 

Tu voz y tus palabras son un canto divino

como una bendición o un consejo de amigo.

Eres la paz y calma que beben mis sentidos

tan suave y tan sutil como el sabor del vino.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.