Alonzo Saravia

Allana Mi Alma

Cómo eliminar la sospecha
y arrancar la tortura que me causa
tan querida mirada tuya,
y esa hermosa sonrisa que me mata.

He perdido hasta la ultima esperanza,
agobiado, solo y melancólico;
me refugio en lo mas preciado...
el recuerdo guardado en el pecho y en el alma.

Y la pregunta es:
¿Cómo olvidar algo de existencia nula?
si de parte mía has sido desde la vez primera
cada partícula que envuelve este cuerpo tuyo.

Ahora, si más no te veo,
si no te siento junto a mi,
si el calor de tu cuerpo, no recorre el mío...
Bendita seas mujer a doquiera que vayas.

Estaré viéndote del mas allá...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.